Este 2 de noviembre la parroquia Natividad de la Virgen María inauguró su casa cural, pero ante la situación de emergencia que se vive por el huracán Eta, paso a ser albergue, indico el Párroco Padre Julio Falagan. Las lluvias son una constante.  En la comunidad de Sahsa, Caribe Norte es la ubicación de la parroquia, el Padre Falagan nos dice: «que la lluvia tropical es fuerte con vientos, la carretera esta cortada en Kukalaya de Rosita-Siuna al pacífico ya no hay paso y supongo que por el otro lado Wawabul también, vamos ha estar incomunicado».

Al momento hay 40 personas en casa cural y 325 en la iglesia, cuidándonos, compartiendo y viviendo en comunión. El mejor uso de la casa cural es ayudar al necesitado, como parroquia se esta facilitando alimentación a estas familias y dando todo por la seguridad de cada uno.

Se necesita

En estos momentos colchones, ropa de cama, frazadas, alimentos precocinados, sopas. Y lo que usted pueda aportar. Gracias y caridad están siempre unidas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *